Un vecino de Calamonte, detenido por posesión de drogas

En la imagen, la droga incautada

Según informa la Policía Nacional, el joven, de 33 años, que fue detenido el pasado lunes  tras la investigación llevada a cabo por agentes adscritos a la Brigada de Policía Judicial de la Comisaría de Mérida, se habría dedicado al alojamiento de magrebíes "muleros", quienes, en su domicilio, defecaban diversas cantidades de hachís que transportaban en sus cuerpos.


En el momento de su detención se le intervinieron un total de 212 "bellotas" de hachís con un peso de más de dos kilos, que guardaba en una bolsa en el interior de un trastero.

Finalmente, el detenido fue trasladado a dependencias policiales para tramitar su atestado.