El alcalde declarará como imputado por acoso laboral el próximo día 27

El alcalde, de espaldas, en su anterior comparecencia en los juzgados.: HOY

El alcalde de Calamonte, Salvador Álvarez Pérez, declarará como imputado en un juicio por presunto acoso laboral el próximo 27 de noviembre, tal y como se desprende del auto judicial y como así se ha comunicado a las partes. La querella fue interpuesta por Ani de los Ríos, funcionaria municipal con 25 años de antigüedad y admitida a trámite el pasado 5 de junio por la magistrada del Juzgado de Primera Instrucción número de 2 de Mérida, María Victoria Dávila Arévalo. En esta querella también está imputada Ana Fernández, concejala responsable del área de personal del Ayuntamiento de Calamonte, por la presunta comisión del mismo delito.

 Según recogía la denuncia, entre los motivos para presentar esta querella se señalan las "denigrantes condiciones" laborales en las que la denunciante debe realizar su trabajo.

 En concreto, y tal y como se recoge en el auto, el delito que en él se cita es "contra la integridad moral de la persona por parte de una autoridad (alcalde y concejala) contra un funcionario.

 Declaraciones

 Por su parte, la denunciante, Ani de los Ríos, declaró ante la jueza del Juzgado número 1 de Instancia e instrucción número 2 de Mérida (Unidad procesal de apoyo directo) el pasado 20 de octubre y forma parte de las diligencias previas del procedimiento abreviado 581/2014. ángel Manzano. Le tomó declaración la jueza Dávila Arévalo sobre los fundamentos de la denuncia así como la ratificación por parte de la denunciante. Además, también tomó declaración la médica forense que realizó su informe con base a los informes previos.

 Juicios previos 

Por otro lado, y en relación a este asunto judicial, hay que recoredar que el alcalde de Calamonte fue condenado por agredir al esposo de la citada funcionaria, Domingo Macías, cuando éste le pidió, en la calle, explicaciones sobre el trato que se le estaba dando a su mujer. Ambos dos, tanto alcalde como vecino, fueron condenados por agresión.