Imagen del Aceuchal-Calamonte, que fue aplazado por positivos en su rival / CD Calamonte

El Calamonte tampoco jugará este domingo

La Federación Extremeña de Fútbol ha suspendido su partido contra el Moralo por estar casi toda la plantilla y cuerpo técnico confinados

Lydia Sánchez
LYDIA SÁNCHEZ

La covid-19 sigue haciendo estragos, esta vez en el fútbol. La semana pasada, el CD Calamonte comunicaba un positivo en su plantilla, lo cual provocaba la suspensión de su partido en casa contra el Chinato correspondiente a la jornada 13 del subgrupo 1 de Tercera División.

El protocolo vigente obligaba tanto a los jugadores como al cuerpo técnico a confinarse durante diez días a contar desde el último contacto que hubiesen tenido con la persona contagiada. Por tanto, al estar casi todos aislados, la Federación Extremeña de Fútbol ha decidido aplazar también el Calamonte-Moralo que iba a tener lugar este domingo a las 12.00 horas, instando a los dos clubes a buscar una fecha lo más cercana posible para celebrarlo.

Tampoco jugará el Calamonte UD, aunque su caso es muy diferente, ya que la plantilla no tiene ningún positivo entre sus miembros, pero sí que le afecta la suspensión de todos los encuentros de categoría territorial que la propia federación prorrogó ayer durante catorce días más debido a la complicada situación epidemiológica que está viviendo la región. Así, el club presidido por Fernando Tapia no podrá jugar su partido contra el Valdelacalzada al militar en la Primera División Extremeña.

Además, también se ha vuelto a retrasar el inicio de los Juegos Deportivos Extremeños (Judex), cuyo comienzo, que estaba previsto en un principio para el 10 de enero, se pospuso al 30 y ahora se ha fijado para el 13 de febrero. Hasta entonces, las categorías inferiores tendrán que esperar para poder competir a nivel oficial.